Alumnos

-Artículos.
-Testimonios.
-Investigaciones Finales.
-CoNéCtAtE.

 
Sergio, un testimonio vivo de Fibrosis Quística
María Eugenia Alexander Fierro, Nuevo Laredo 2010
Sergio, un testimonio vivo de Fibrosis Quística

Sergio, un testimonio vivo de Fibrosis Qustica

 

Uno de los mayores regalos que me ha dado la fibrosis qustica (FQ) es el permitirme vivir la vida desde la perspectiva de la muerte.Es una perspectiva nica que te permite valorar cada da como si fuese el ltimo; en mi caso, vivir, como todo acto de amor, es un desafo al destino. La muerte es la gran ausente de nuestra cultura; se evita hablar de ella, es un estigma que se borra de las mentes de las personas, pero nada hay ms inevitable que la muerte. Como dice Facundo Cabral: Si la enfermedad te vence, de todas formas ganas por que del otro lado te esperan, la Madre Teresa, tus padres, tus abuelos, tu hermano que perdiste, Gandhi, San Francisco de Ass, Walt Disney, Santo Tomas Moro, San Antonio de Padua etc., etc. En realidad en mi creencia cristiana no hay muerte, lo que hay es mudanza y cuando me llegue ese da final, el da de mi Getseman (todos tendremos nuestro Getseman) yo quiero decir como dijo el maestro de Nazaret: Seor, si T quieres, aparta de mi este cliz, pero que no se haga lo que yo quiera, sino lo que quieras T. Y ojal que en ese ltimo instante no pueda decir: Dios mo, Dios mo porqu me has abandonado, si no que me pueda ir con la alegra del que regresa a casa.

Sergio Jos Zorrilla Fierro

 

Este es el prrafo final de una conferencia impartida por el Lic. Sergio Jos Zorrilla Fierro, Viviendo y Sobreviviendo con Fibrosis Qustica, quien fue un miembro activo en la Asociacin Mexicana de Fibrosis Qustica, A.C., y socio fundador y consejero legalde la Asociacin Regiomontana de Fibrosis Qustica, A.C.

Son dos los grandes problemas que constituyen el ncleo de la FQ.Por un lado, la inactividad de la protena CFTR que provoca la ausencia de lquidos en los pulmones y la consecuente mucosidad viscosa que pretende combatir la sequedad en los mismos (de ah los terribles abscesos de tos). Y por el otro, como consecuencia de la mucosidad atpica, la formacin de colonias enteras de bacterias en los pulmones, adiestradas para apoderarse del territorio.

Como prima hermana de Sergio, tuve la fortuna de convivir de manera muy cercana con l desde su infancia. Recuerdo aquellos veranos en la Ciudad de Mxico, donde mis padres lo alojaban en nuestra casa junto con su familia, para evitar la deshidratacin en Tampico,lugar donde naci y creci Sergio, por las altas temperaturas de aquel puerto. Las navidades en familia, siempre al pendiente de su enfermedad, y los tratamientos que no podan evitarse ni un solo da, la pena de hacerse presentes aquellos duros estragos de la enfermedad. Desde temprana edad fue atendido por su padre, el Dr. Alberto Zorrilla, mdico pediatra, quien frecuentemente estaba al da de los avances de la medicina para controlar la FQ, enfermedadque hasta la fecha no existe cura alguna.

Hace diecisis aos me traslad a vivir a Laredo, Texas, y poco despus Sergio fue contratado en Monterreypor un banco como abogado corporativo, y eso nos uni an ms; ya que ramos los primos Fierro ms cercanos aqu en el norte. Cualquier pretexto era bueno para vernos ya sea aqu en mi casa de Laredo, o bien en su casa de Monterrey.Cuando tenamos oportunidad conversbamos acerca de sus temores ante la muerte y ante la vida padeciendopor tanto tiempo la FQ. Comprend entonces que la prdidaprogresiva de salud estuvo presente a lo largo de toda su vida, hacindose ms consciente durante la adolescencia, ya que en esa poca Sergio tomo plena responsabilidad del cuidado de su salud.

Este ao fue muy difcil para l, pues desde el mes de marzo comenz a tener serios problemas respiratorios;su prdida de energia fue aumentando cada da mas, fue internado en varias ocasiones y sufri una operacin de pulmn en abril para extraer una infeccin que invada gran parte del mismo. Su salud en general as como su capacidad respiratoriase vio paulatinamente en detrimento hasta el mes de septiembre en que prcticamente ya no sala del hospital.Cinco das antes de morir me escribi un mail, quizs el ultimo que mando, en que me afirmaba que segua en la batalla.

Lo admirable de este caso, y que quiero hacer notar, es precisamente loque l nos dice en su conferencia:valorar cada da como si fuese el ltimo, ya que al carecer de plena salud, tena la capacidad de disfrutar cada detalle de la vida que a veces pasa desapercibido ante nosotros los que supuestamente somos ms sanos. Es as como l poda contagiar la alegra de ver un atardecer, tomar una malteada de chocolate, darle un abrazo a su pequea hija Marian, comerse un buen hotdog, deleitarse con una comida en Lubys (su restaurant favorito). Eso era lo que lo hacaun ser tan especial, tan lleno de vida, de entusiasmo, precisamente porque l saba que cada da que pasaba, la haba librado un dams!

Siempre estuvo al tanto de cualquier adelanto de la ciencia mdica que pudiese tener efectos positivos para su padecimiento, y en constante comunicacin con las redes internacionales de fibroqusticos; buscando al mismo tiempo poder mejorar las posibilidades de tratamientos de los nios enfermos en Mxico. Su nimo y alegra nos acompaaron hasta el final, a pesar del sufrimiento constante que padeci a lo largo de su vida, pero no dej de luchar ni un slo instante, con la consigna personal de vivir intensamente, de intentar ganarle la batalla a la enfermedad con decisin y esperanza.

Sergio, despus de padecer FQ por cuarenta y cuatro aos y haber luchado con una entereza admirable, falleci el da primero de diciembre del 2010. Fue uno de los diez fibroqusticos que alcanz mayor edad en Mxico. Fue un enfermo ejemplar.

Descanse en paz nuestro inolvidable Sergio!

 

Mara Eugenia Alexander Fierro, Nuevo Laredo 2010